Por Alejandra María Duque

Del 22 al 30 de abril se realizó, en Copacabana (Antioquia), el II Ciclo de la Escuela de Formación de Formadoras: “Mujeres Campesinas Tejiendo Territorios de Paz”, espacio en el que participaron delegadas de siete organizaciones participantes del proyecto “El reconocimiento de las mujeres rurales en Colombia como sujetos políticos de la economía y organización campesina” de los Nodos Noroccidente y Nororiente de la ANZORC.

Este II Ciclo de la Escuela se desarrolló con una metodología pensada desde la educación popular que permitió brindar herramientas metodológicas para apoyar la labor de formación que cada una de las participantes replicará con las mujeres campesinas en sus territorios. Terminado este ciclo de formación se iniciarán los procesos de Escuelas Locales con las Juntas Directivas de las organizaciones y la generación de compromisos para el impulso de los derechos de las Mujeres en el territorio.

Los temas abarcados en la Escuela contemplan desde un enfoque de género la formación política y la participación de las mujeres campesinas en diferentes espacios organizativos; además es de resaltar que desde la ANZORC se avanza en la construcción de una política institucional de género que representará un avance significativo en cuanto a la participación de las mujeres campesinas.

Durante esta jornada de formación se realizaron ejercicios como identificar las ramas del poder público y los diferentes actores que hacen presencia en los territorios con el fin de tejer propuestas que fortalezcan el trabajo de las mujeres en las regiones. Además de ver temas que apuntan a fortalecer la formación en temas de derechos de las mujeres campesinas frente a derecho a la tenencia y acceso a la tierra, a la participación de la mujer en espacios políticos y de incidencia entre otros.

Este espacio contó con la participación de la Asociación Campesina de San José de Apartado – ACASA, Asociación Campesina del Bajo Cauca – ASOCBAC, Asociación Campesina del Sur de Córdoba – ASCSUCOR y Asociación Campesina para el desarrollo del Alto Sinú – ASODECAS por el Nodo Noroccidente; y la Asociación Campesina del Valle del Río Cimitarra – ACVC, la Asociación de Hermandades Agroecológicas y mineras de Guamocó – AHERAMIGUA  y Corporaciónn Acción Humanitaria por la Convivencia y la Paz del Nordeste Antioqueño – CAHUCOPANA por el Nodo Nororiente.